Search

Imputan a tres secuestradores, uno está detenido y dos prófugos

Compartir:

Los agentes fiscales Zunilda Ocampos, de la Unidad Especializada Antisecuestro de Alto Paraná, y Carlos Mercado, de la Unidad Penal Nº 1 de San Juan de Nepomuceno, formularon imputación contra César Ramón Acosta, Reinaldo Noldin Cáceres y José Arturo Acosta Espínola por la supuesta comisión de los hechos punibles de Secuestro, Privación Ilegítima de Libertad, Extorsión Agravada, Asociación Criminal y Violación a la Ley de Armas.

El Ministerio Público solicitó al Juzgado prisión para César Ramón Acosta y orden de captura para Reinaldo Noldin Cáceres y José Arturo Acosta Espínola. Éstos últimos se encuentran en rebeldía.

Refieren los antecedentes del caso, que los hoy encausados habrían conformado un banda criminal con el fin de obtener sumas de dinero en forma ilícita, mediante la realización de Secuestro, Privación Ilegítima de Liberad, Extorsión, Extorsión Agravada. Para el efecto, eligieron como víctima a Luis Carlos Tamiozzo, domiciliado en el departamento de Alto Paraná.

En fecha 13 de junio, entre las 9:00 y las 17:00 horas aproximadamente, tres personas del sexo masculino, a cara descubierta y con arma de fuego en mano ingresaron dentro del establecimiento rural, ubicado en la compañía Oro Verde, distrito de Tava’i, donde el encargado Eduardo Molas fue sorprendido por los sujetos. Tras inmovilizarlo, aguardaron la llegada del patrón Luis Carlos Tamiozzo.

Aproximadamente a las 13:00 horas, Tamiozzo llegó hasta al establecimiento. Allí, al descender de su vehículo fue reducido por los malvivientes, quienes lo trasladaron hasta el galpón junto al capataz, lugar donde le exigieron la suma de cincuenta mil dólares y lo mantuvieron de rehén durante 4 horas.

Luego, se retiraron del lugar llevando a ambas personas en una camioneta, y a un kilómetro del inmueble liberaron al capataz, en tanto que Tamiozzo fue supuestamente encapuchado y llevado a un sitio desconocido.

Como último pedido, los delincuentes aumentaron sus pretensiones y solicitaron la suma de cien mil dólares a la hija de víctima, quien además recibió audios de su padre, dándole instrucciones para conseguir la suma exigida por los secuestradores y así ser liberado.


En prosecución de la investigación, este 18 de julio último fue detenido en una zona boscosa César Ramón Acosta y de su poder fue incautado el aparato celular, propiedad de la víctima. Al día siguiente, es decir el 19 de julio, se pudo constatar el lugar de cautiverio a 800 metros de lugar de la detención de Acosta. En el sitio, se confiscaron varias evidencias, como ser ropas de la víctima, armas de fabricación casera, cédula de la víctima, y otras pertenencias del secuestrado. El detenido y todo lo incautado fueron puestos a disposición del Ministerio Público.

Espacio Publicitario

Redes Sociales

Artículos Relacionados